Salseo

Vendo hamburguesas usadas

Vendo hamburguesas usadas

Cuando empecé con mi primera empresa recuerdo que no tenía dinero, así que empecé haciendo contenidos.

Escribía yo todo, pero no tenía resultados.

Imaginate, horas y horas escribiendo para nada.

No es tan fácil.

Lo peor es que me sentía fatal porque no sabía si lo que estaba haciendo tenía sentido o no, y tenía que probar y perder meses hasta ver si obtenía resultados.

Mucho tiempo, poco progreso.

Con el tiempo fui aprendiendo técnicas y sabiendo más. Entendí cómo había que hacer las cosas y que existía una forma con la que podías hacerlo y siempre funcionaba, y no solo con los contenidos.

Esto lo podrás ver en cualquier negocio, pero lo difícil es encontrar el sistema y que sea replicable.

Entendí que había que crear un sistema cuando leí un libro que se llama «El mito del emprendedor». No debería contártelo, pero como es Navidad apúntalo, leelo entero y alucina.

Es un libro genial para entender la importancia de los sistemas en los negocios.

Es como estar ciego y empezar a ver.

Y entonces creé nuestro método CMI para sistematizar eso que hace que nuestros clientes tengan éxito y poder replicarlo en cada uno de ellos.

Y lo fui ajustando, como un puto relojero creando un Rolex.

Ese método es casi arte.

Qué te voy a decir, lo inventé yo.

Tú puedes hacerlo también. Lo malo es el tiempo que te llevará leerte los cientos de libros sobre esto que yo he leído, probar, analizar, perder el dinero y al final del todo, después de años, encontrar un sistema que funcione.

No es contratar un SEO y ya, como piensan muchas empresas.

O una persona de Google Ads.

Me parto de la risa cuando un cliente dice que ha decidido contratar in house en lugar de contratarnos a nosotros.

Es como decir que en lugar de montar un McDonald’s vas a montar tu propia hamburguesería. Imaginate a los de desarrollo de negocio de McDonald’s partiéndose la polla en su mesa.

JAJAJAJA.

Así me siento yo.

En fin, sacadas de polla a parte.

Puedes hacerlo. No digo que no, yo no soy ningún genio. Yo soy un hijo de puta que echa muchas horas y nunca se rinde. Ya está.

Pero algo que he aprendido con el tiempo es la utilidad de apoyarte en el resto para avanzar más rápido en la vida.

Yo sé comprar casas para invertir, pero aún así pido ayuda porque es mejor tener siempre un profesional contigo.

Lo mismo ocurre con la inversión en criptomonedas.

Si esto tiene sentido para ti, más lo tendrá ver en qué consiste este sistema.

Puedes contactar aquí.

Artículos relacionados